¿La mayoría de los estadounidenses se ven afectados por la escasez de suministros?


La mayoría de los estadounidenses encuestados afirma haberse enfrentado personalmente a la escasez de bienes de consumo comunes, según una nueva encuesta, que se produce en medio de los continuos problemas de la cadena de suministro relacionados con el Covid-19 y la disminución de la mano de obra nacional.

Importantes cuellos de botella en todo el país

Realizada por la empresa de encuestas Trafalgar a principios de esta semana, la nueva encuesta mostró que casi 54% de 1.000 estadounidenses encuestados dijeron que habían encontrado personalmente "retrasos o escasez al intentar comprar productos de consumo común", lo que sugiere una escasez significativa en todo el país, ya que los efectos del Covid-19 y los lockdown gubernamentales asociados siguen interfiriendo en la cadena de suministro internacional. (Ver anexo al final)

 

Los republicanos encuestados son más propensos a decir que han sufrido escasez, con un 67,7% que declaran haberla sufrido, frente a sólo un 42,4% de los demócratas. La mayoría de los votantes independientes o no partidistas, es decir, algo más de 50%, señalaron escasez, mientras que 37% respondieron "no" y otros 12,4% dijeron no estar seguros.

En general, los participantes en la encuesta se dividieron más o menos equitativamente entre los dos principales partidos y los independientes, con 39,3% demócratas, 35,6% republicanos y 25,1% no partidistas.

La nueva encuesta de Trafalgar, realizada entre el 15 y el 18 de octubre y publicada a principios de esta semana, coincidió con una carta firmada por 160 legisladores republicanos, en la que se pedía al gobierno de Joe Biden que se ocupara del caos de la cadena de suministro antes de que el problema evolucionara aún más.

 

Mientras frases como #EmptyShelvesJoe aparecen en las tendencias de Twitter en medio de la escasez de suministros, el equipo de Biden ha intentado trasladar el problema al anterior presidente, Donald Trump, con el jefe de gabinete de Biden, Ron Klain, argumentando que había heredado los problemas de la anterior administración. No obstante, el secretario de Transporte, Pete Buttigieg, señaló recientemente que se había creado un "grupo de trabajo" para abordar los continuos problemas de la cadena de suministro, que consideró "increíblemente complicados."

Estados Unidos no es el único país que se enfrenta a grandes obstáculos en la cadena de suministro, en gran parte debido a la grave escasez de mano de obra y a la falta de conductores de camiones para transportar las mercancías -en concreto, el combustible- de A a B. Más allá de la Anglosfera, la escasez mundial y las interrupciones de la cadena de suministro podrían prolongarse al menos otros 18 meses, según el director general de una importante empresa naviera, Braemar Shipping Services. El ejecutivo declaró a Sky News la semana pasada que la principal causa era la "congestión" en los puertos, citando "problemas de tripulación en los barcos" y casos de Covid entre los tripulantes, señalando también que algunos muelles siguen bajo protocolos restrictivos de cuarentena.

Adjunto

La lección de Trafalgar