47

El Dr. Tal Zaks, director médico de Moderna Inc., explicó en una charla TED de 2017 cómo está diseñada la vacuna de ARNm de la empresa. En los últimos 30 años, dijo, "hemos tenido esta fenomenal revolución científica digital, y estoy aquí hoy para decirles que realmente estamos hackeando el software de la vida, y está cambiando la forma en que pensamos en la prevención y el tratamiento de las enfermedades."

Hackear el software de la vida

Continuó explicando [ver vídeo más abajo] que el cuerpo humano está formado por órganos y los órganos están formados por células.

En cada célula, hay una cosa llamada ARN mensajero, o ARNm para abreviar, que transmite la información crítica del ADN en nuestros genes a la proteína, que es realmente la materia de la que estamos hechos. Esa es la información crítica que determina lo que la célula va a hacer. Por eso se le puede considerar como un sistema operativo.

"Así que si pudieras cambiar eso, si pudieras introducir o cambiar una línea de código, resulta que tiene efectos profundos en todo, desde la gripe hasta el cáncer".

El 4 de febrero informé de que Moderna describe su nueva vacuna como "un sistema operativo informático", pero en ese momento no era consciente de que Zaks ya había hablado de ello hace tres años y había desmontado por completo la mentira de los medios del Establishment de que las vacunas de ARNm no alteran el código genético.

No pudo ser más claro cuando dijo: "En realidad estamos hackeando el software de la vida".

Zaks destacó que en 2017 su empresa está trabajando en una vacuna que no se comporta como ninguna otra desarrollada hasta ahora.

"Imagínese que en lugar de darle [al paciente] la proteína de un virus, le damos las instrucciones sobre cómo fabricar la proteína, cómo el cuerpo puede fabricar su propia vacuna", dijo.

Zaks dijo que se necesitaron décadas para secuenciar el genoma humano, lo que se logró en 2003, "y ahora podemos hacerlo en una semana".

Vacunas contra el cáncer

Continuó revelando los planes de su empresa en 2017 para fabricar vacunas oncológicas personalizadas y adaptadas a las necesidades de cada paciente de cáncer "porque cada cáncer es diferente."

Curiosamente, uno de los efectos secundarios potencialmente más desastrosos de la vacuna de ARNm es su interacción con las células cancerosas. Según un estudio del Sloan Kettering Cancer Center de Nueva York, el ARNm tiene tendencia a inactivar las proteínas supresoras de tumores, lo que significa que puede promover el crecimiento de las células cancerosas.

Tanto las inyecciones de Moderna como las de Pfizer son vacunas experimentales de ARNm. La FDA sólo ha dado a estas inyecciones una Autorización de Uso de Emergencia [EUA] y permanecerán en pruebas hasta 2023, sin embargo, son promovidas por el gobierno, los medios de comunicación y las empresas como si estuvieran garantizadas como seguras.

Este engaño sistémico, en mi opinión, acabará siendo juzgado en el espejo retrovisor de la historia como uno de los actos de traición médica más temerarios jamás cometidos contra la raza humana.

Si esta supuesta vacuna realmente hace que más personas tengan cáncer, piense en las posibilidades desde un punto de vista puramente comercial.

Según las predicciones del Dr. Zaks, que supervisó el desarrollo de la vacuna que ahora se administra a millones de personas en todo el mundo, las mismas compañías de Big Pharma que potencialmente dan cáncer a la gente con una vacuna podrían aparecer más tarde con otra vacuna que ofrezca la cura del cáncer. Si usted es el director general de una megacompañía farmacéutica que obedece a los accionistas que buscan beneficios en Wall Street, ¡es una estrategia brillante!

¿Es eso ético?

¿Pero es ético desde el punto de vista médico? Es una pregunta que nadie se hace.

Mientras escucho al Dr. Zaks exponer los logros de su empresa en el desarrollo de la vacuna de ARNm, no puedo evitar pensar en lo increíblemente arrogante que suena. Para los científicos que piensan que pueden reescribir el código genético [sus palabras, no las mías], para todos los que todavía no creen que estas vacunas de ARNm cambian el código genético sólo porque algún "verificador de hechos" dice que no lo hacen, pensar que pueden mejorar la herencia genética de una persona es un esfuerzo peligroso. ¿Quién puede decir que no corregirán un problema y crearán algo mucho peor?

Zaks terminó su discurso de 2017 con las siguientes palabras:

"Si piensas en lo que estamos tratando de hacer: Hemos tomado la información y nuestra comprensión de esa información y de cómo se transmite esa información en una célula, y hemos tomado nuestra comprensión de la medicina y de cómo fabricar medicamentos, y estamos fusionando las dos cosas. Lo llamamos terapia de la información".

Terapia de la información

Igual que el código de un programa informático. Estos científicos creen realmente que el cuerpo humano no es más que una máquina que puede ser hackeada y reordenada según las instrucciones de un programador.

El mismo carácter rompedor de esta investigación que entusiasma a algunos es el que horroriza a otros.

La herencia genética de una persona es, como dijo el Dr. Zak, "el software de la vida".

Si esto es cierto, entonces ¿quién debería ser la autoridad máxima sobre el código de software genético de cada persona? Si realmente vivimos en una sociedad libre, ¿no sería lógico que quisiéramos mantener un intenso debate sobre cómo responder a esta pregunta? ¿No debería ser la cuestión número uno que se debatiera en el Congreso y en los medios de comunicación? En cambio, a nadie se le permite siquiera plantear estas preguntas sin ser amenazado, censurado, reprendido, deplorado. Los miembros de los medios de comunicación que se atreven a plantear la cuestión son despedidos.

En contra de lo que creen algunos científicos, no somos máquinas. Somos seres humanos con cuerpo, alma y libre albedrío. Cualquiera que intente forzar la aceptación de un tratamiento experimental de modificación genética infringe los Códigos de Nuremberg internacionales, que exigen el consentimiento informado para cualquier tratamiento experimental.

Un consejo

Estimado lector: Por favor, no permita que su empleador, su gobierno, su familia, sus amigos o cualquier otra persona le intimide o trate de persuadirle de que acepte este tratamiento experimental si no lo desea. Usted es su propia autoridad sanitaria, fin de la historia. Si su empleador le amenaza con despedirle por rechazar esta inyección, póngase en contacto con un abogado.

Reescribiendo el código genético

¿Te gusta? ¡Comparte con tus amigos!

47

¿Cuál es su reacción?

confused confused
1
confused
fail fail
0
fail
love love
2
love
lol lol
2
lol
omg omg
1
omg
win win
0
win